Cloud Computing adaptado a las necesidades de los clientes

0 82
Julio Pérez Martínez, director de arquitecturas y producción de SW del mercado de soluciones tecnológicas de Indra

Por Julio Pérez Martínez, director de arquitecturas y producción de SW del mercado de soluciones tecnológicas de Indra.

Si bien es cierto que el término cloud computing es relativamente reciente, no es menos cierto que actualmente se ha convertido en una constante en el mundo TIC, tanto en la oferta tecnológica de los principales vendedores, como en los productos, soluciones y servicios de los integradores, como en la demanda, cada vez más creciente, de los propios clientes finales.

Por parte de los clientes finales, podemos decir que existe una doble visión, en función de su tamaño y presupuesto. Por una parte, las grandes cuentas, que ven en el cloud una forma de reducir sus costes de explotación y; por otra parte, las pequeñas empresas, que ven en el cloud la alternativa de poder acceder a ciertas soluciones bajo un modelo que, de otro modo, no les sería factible.

Respecto a los principales proveedores de tecnología, indicar que están transformando y adaptando sus productos para dar solución a los nuevos requisitos que demanda el cloud computing. También cabe destacar en este sentido la figura de las ”cloud utilities”, que si bien inicialmente se erigían como proveedores de IaaS (“Infraestructura como Servicio”), actualmente lo están haciendo para la pila completa, posicionándose en este sentido como un complemento al canal.

Finalmente, los integradores vemos en el cloud la posibilidad de realizar planteamientos, tanto tecnológicos como de negocio, que hasta ahora no eran factibles con un enfoque más tradicional y que generan importantes beneficios para nuestros clientes.

El cloud computing se está configurando como uno de los modelos de entrega de las TI más relevantes de cara al futuro, gracias a las importantes ventajas que ofrece en términos de acceso bajo demanda y en tiempo cuasi real a recursos compartidos, escalables, deslocalizados y virtualmente ensamblados, bajo un modelo de precios flexible (pago por uso).

Las capacidades de la nube nos permiten conciliar de manera combinada y eficiente los requerimientos de nuestros clientes: optimización de costes y flexibilidad. De hecho, el elemento diferenciador es que la provisión de infraestructuras se alinea a la demanda real de los procesos de negocio en cada momento.

Indra se encuentra a la vanguardia de los servicios de cloud computing, gracias a una oferta integral que cubre toda la cadena de valor de los servicios de Tecnologías de la Información y a las destacadas referencias en sectores como transporte o Administraciones Públicas. Indra cuenta ya con una dilatada experiencia en la prestación de servicios a través de recursos deslocalizados y virtuales, así como en modelos de entrega flexibles.

Hasta ahora, los principales inhibidores para la adopción rápida de los modelos de gestión basados en cloud han sido los aspectos de seguridad y privacidad de la información, y las dificultades de personalización. Por eso, la oferta en cloud computing de Indra se apalanca sobre nuestras fuertes capacidades de seguridad (ISO27001) y las mejores prácticas de gestión (ITIL, ISO20000, CoBIT), así como sobre una aproximación altamente flexible que propone la combinación de recursos virtuales y “físicos”. Todo ello con el objetivo de gestionar los riesgos y controlar las inversiones (ValIT).

Consultoría. Optimización de las capacidades y los costes de los clientes

A partir del Mapa de Gestión de TI de Indra, realizamos un análisis de las necesidades de negocio de nuestros clientes y formulamos propuestas para mejorar el aprovechamiento de sus capacidades. Indra configura un modelo flexible que se ajusta a las circunstancias de cada cliente, siguiendo criterios de auditabilidad, criticidad del negocio, confiabilidad y grado de personalización. De esta manera se determina la mejor cobertura, identificando las funciones susceptibles de ser operadas bajo modelos de pago por uso.

Se establece así una transformación del esquema tradicional de gestión a un nuevo paradigma de trabajo que permita la coexistencia entre los dos mundos. Indra aporta su experiencia en integración y consolidación de tecnologías que permite asegurar el éxito en la convergencia de los objetivos planteados.

Mediante nuestro asesoramiento, enmarcado en nuestro enfoque OpTImiza, certificamos a nuestros clientes un camino hacia el nuevo paradigma cloud, a través de planes de transformación, propuestas de consolidación y modelos de gobierno. Contribuimos así a la adopción de nuevos modelos de gestión evitando su impacto en las operaciones y maximizando los resultados. Además, con el objetivo de facilitar un posicionamiento en el marco de referencia identificado, Indra posee un termómetro cloud que permite orientar las acciones a seguir.

Soluciones y Productos. Nuevas formas de entrega

Por otra parte, nuestra apuesta por convertirnos en socios estratégicos de nuestros clientes en la búsqueda de modelos de entrega más eficientes y competitivos, nos ha llevado a que nuestra histórica apuesta por la innovación y la generación de oferta se haya orientado al desarrollo de nuevas soluciones bajo diversos modelos de cloud computing.

Indra cuenta con soluciones de negocio propias que ofrece a sus clientes en un modelo de Pago por Uso (Software as a Service). En este sentido, cobran una especial relevancia las soluciones tecnológicas para pymes que, al ser ofrecidas bajo un modelo de cloud computing, permiten aprovechar las economías de escala que con modelos de entrega tradicionales no aparecían.

El eje de nuestra propuesta de valor se basa en nuestra experiencia y conocimientos entorno a arquitecturas distribuidas orientadas a la explotación de aplicaciones en modo cloud (pago por uso): desarrollo e implantación de software adaptado a las necesidades de una organización que decide explotar sus sistemas en una Cloud Utility; entornos de i+D para desarrollo de proyectos de investigación en universidades, asociaciones y clusters empresariales donde se asocia a productores y consumidores de software y se proponen soluciones globales…

Indra identifica una serie de cuadrantes para posicionar las diferentes alternativas de solución en el nuevo paradigma cloud. De esta manera, y en virtud de la situación de la función TI y las necesidades del negocio, puede establecerse el camino óptimo a desarrollar.

Marco de gestión híbrido

Desde 2005, Indra presta servicios a sus clientes con modelos de entrega “virtuales” como SaaS, y con modelos de precios flexibles. Esto, junto con nuestras capacidades en el ámbito de la seguridad y las mejores prácticas en términos de metodologías y certificaciones ISO20001, ITIL y CMMi-4 en gestión de aplicaciones, otorgan a nuestra oferta de cloud computing una probada experiencia, madurez y valor añadido.

Nuestro Mapa de Gestión de TI se sustenta en lo que hemos denominado “Data Center” Flexible (DCF), un modelo de entrega avanzado que se configura como el elemento base para la prestación de servicios de outsourcing contemplando todos los procesos de gestión de TI necesarios para soportar los tres niveles de servicio posibles: Infrastructure Management as a Service, Software as a Service and Process as a Service (IMaaS, SaaS y PraaS respectivamente).

El Data Center Flexible parte de la premisa que la gestión de las TI no se puede reducir a un modelo de servicio basado única y exclusivamente en una cloud pública, sino que requiere una combinación híbrida de los modelos dedicados y de las capacidades de clouds públicas y privadas. Esta combinación vendrá determinada por la necesidad de control o personalización, los requisitos legales, o la posibilidad de estandarización, entre otros aspectos.

Así el DCF implica la evolución desde el modelo anterior de administración por silos estancos hacia una Gestión de Infraestructuras como Servicio (IMaaS), abstrayendo las aplicaciones de los recursos de computación que serán compartidos, flexibles y escalables.

De esta forma, el Data Center Flexible integra un modelo de prestación de servicios tecnológicos globales a partir de una arquitectura multi-tenant, compartida y virtualizada en todas sus capas, integrándolas mediante herramientas best-of-breed de automatización y gestión.

La propuesta de Indra explota todo el conocimiento y experiencia de la compañía en el ámbito de la seguridad y propone un servicio que combina el modelo cloud con el modelo tradicional.

También podría gustarte

Deja tu comentario sobre esta noticia