Cómo componer un equipo de trabajo a medida gracias al Big Data

Mickaël Cabrol, fundador y CEO de EASYRECRUE
17 288
Mickaël Cabrol, fundador y CEO de EASYRECRUE
Mickaël Cabrol, fundador y CEO de EASYRECRUE

Por Mickaël Cabrol, fundador y CEO de EASYRECRUE.

Las técnicas y herramientas de reclutamiento están cambiando. Desde la llegada del Big Data al ámbito de los Recursos Humanos, los profesionales del sector no paran de buscar nuevas aplicaciones prácticas a su día a día. Lo último: el reclutamiento predictivo, un método innovador en los departamentos de selección con el que predecir de forma más precisa sus necesidades en materia de personal, y así identificar el talento y los candidatos que más se ajustaran a estos requisitos. Aquí el estudio del potencial y la personalidad prima sobre los conocimientos y habilidades, y el objetivo es recoger la máxima información posible del candidato y anticiparse a cómo se adaptará dentro de la empresa. La creatividad, el manejo de situaciones de estrés, las dotes de liderazgo o el optimismo son fundamentales. Pero estas características no están solas. Si se emplean adecuadamente, toda esta información nos indicará las deficiencias del equipo actual y nos ofrecerá una estimación de cómo funcionará la nueva organización. En definitiva, se tendrá un entendimiento global y detallado de la competitividad de la empresa.

Cohesión y espíritu de equipo para generar una energía positiva

La integración del talento dentro del equipo es fundamental para que éste se desarrolle al máximo. No puede salir nada bueno de un clima de tensión. Un equipo no nace equipo, sino que se convierte y transforma en él. Esto es un objetivo, pero también un problema, ya que debemos crear un espíritu de equipo, pero también motivar individualmente a cada uno de los miembros del equipo. Para que esto funcione, es fundamental que cada empleado tenga su lugar y esté involucrado, que se sienta responsable y parte del éxito del equipo no como individuo, sino como parte de esta estructura. Un buen ambiente de trabajo es esencial para el éxito de cualquier proyecto. Si el ambiente no es el óptimo, el compromiso es menos fuerte, el esfuerzo es menor y el funcionamiento del engranaje, en definitiva, será defectuoso.

El rendimiento también depende del equilibrio de las funciones desempeñadas por cada uno de los miembros del equipo, que siempre se debe constituir con personalidades y potencialidades complementarias. Es igualmente interesante juntar en un mismo equipo a varias generaciones: un perfil senior ofrecerá experiencia y conocimiento, mientras que un junior aportará ganas y motivación.

¿Y cómo pueden las empresas utilizar el Big Data para reclutar?

El uso de Big Data para formar un equipo es hoy una realidad factible gracias a la combinación de los datos existentes en una organización y de toda la información que podemos recabar durante el proceso de reclutamiento de candidatos (test de personalidad, análisis predictivos, estudio de cada caso, etc). Se trata de una herramienta muy eficaz ya que no solo identificaremos que funciones debemos cubrir, sino también qué tipo de personalidad nos hace falta para completar un equipo redondo. Por ello, es fundamental obtener la máxima información durante la fase de preselección, pero también a través de redes sociales para tener una visión global de candidato perfecto y suplir las carencias de nuestro equipo actual.

En definitiva, no hay un empleado bueno o malo, sino inteligentemente integrado o no en un equipo. El éxito depende principalmente de la sinergia del trabajo de un grupo de personas, no de un solo individuo.

También podría gustarte

17 Comentarios

Deja tu comentario sobre esta noticia